ESTUDIO DE INDUSTRIA

El Covid-19 ocasiono muchas dificultades para las estructuras empresariales tradicionales. El repentino aceleramiento del trabajo desde casa, que sigue siendo efectivo en muchas empresas de todo el mundo, y las restricciones en las actividades de los negocios tuvieron un enorme impacto, tanto financiero como técnico. Estos cambios radicales obligaron a las empresas a revisar los presupuestos y recortar los costes en todos los ámbitos, sin dejar de encontrar margen de mejora y formas de seguir siendo relevantes.

Los departamentos de TI se vieron naturalmente afectados por el movimiento ascendente de la digitalización, planteando nuevos desafíos en cuanto a su propio rendimiento, así como a los requisitos de equipamiento e infraestructura informáticos de la empresa.

Con el aumento de la presión sobre los líderes informáticos para superar esta situación de forma competente, la eficiencia de los sistemas y procesos informáticos se convirtió en un imperativo. Estaba claro que las empresas no podían permitirse el lujo de cometer errores o tiempos de inactividad, ya que esto supondría más pérdidas financieras.

Como conclusión positiva, las deliberaciones económicas obligaron a las empresas a examinar sus métodos internos, cuestionar los supuestos y volver a establecer prioridades.

Hemos llevado a cabo un estudio a escala europea con varios profesionales de las Tecnologías de las Informaciones, profundizando en los retos a los que se enfrentaron las empresas durante la crisis y en las medidas que han tomado como respuesta.

Lo que abarca:

  • Cómo influyó la crisis económica en los presupuestos de TI
  • Medidas adoptadas por las empresas para equilibrar el rendimiento y el gasto en TI
  • La vida útil del hardware en los centros de datos
  • La importancia del mantenimiento proactivo
  • Desarrollos emergentes provocados por el Covid-19

Y MÁS…

Pida unao ferta